ANTHONY MELLO UNA LLAMADA AL AMOR PDF

En cierto sentido, el libro tiene algo de autobiogrfico, porque refleja la dolorosa trayectoria que tuvo que recorrer Tony en los ltimos aos de su vida para renunciar a cualesquiera ideologas, frmulas e inclinaciones y acceder a la vida, al amor y a la libertad y estar solo. El libro versa, ante todo, sobre el amor y los obstculos al mismo: apegos, instintos, deseos Se trata, pues, de profundas meditaciones que intentan ayudamos a evadimos de la prisin de nuestros condicionamientos y liberarnos de las frmulas que nos impiden ver la realidad. Meditaciones que nos hacen caer en la cuenta de que, para alcanzar la Verdad, necesitamos un corazn que renuncie a todas sus "programaciones" y a todo su egosmo, un corazn que no tenga nada que proteger y nada que ambicionar, un corazn, por tanto, libre y audaz. Estas meditaciones ponen en tela de juicio ciertas teoras comnmente aceptadas, tales como: "slo puedes amar cuando te sientes profundamente amado por alguien", etc.

Author:Disida Maugor
Country:Guyana
Language:English (Spanish)
Genre:Life
Published (Last):14 July 2005
Pages:26
PDF File Size:6.72 Mb
ePub File Size:5.87 Mb
ISBN:285-9-99418-532-5
Downloads:38663
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Sagar



En cierto sentido, el libro tiene algo de autobiogrfico, porque refleja la dolorosa trayectoria que tuvo que recorrer Tony en los ltimos aos de su vida para renunciar a cualesquiera ideologas, frmulas e inclinaciones y acceder a la vida, al amor y a la libertad y estar solo.

El libro versa, ante todo, sobre el amor y los obstculos al mismo: apegos, instintos, deseos Se trata, pues, de profundas meditaciones que intentan ayudamos a evadimos de la prisin de nuestros condicionamientos y liberarnos de las frmulas que nos impiden ver la realidad.

Meditaciones que nos hacen caer en la cuenta de que, para alcanzar la Verdad, necesitamos un corazn que renuncie a todas sus "programaciones" y a todo su egosmo, un corazn que no tenga nada que proteger y nada que ambicionar, un corazn, por tanto, libre y audaz.

Estas meditaciones ponen en tela de juicio ciertas teoras comnmente aceptadas, tales como: "slo puedes amar cuando te sientes profundamente amado por alguien", etc. Tony nos ayuda a asomamos al misterio del amor. No es de esperar que todo el mundo est de acuerdo con Tony; puede que muchos no quieran ver lo que l quiere hacer ver.

Tony es consciente de que muchos prefieren los muros de su prisin a la libertad que hay fuera de ellos; y de que otros no querran ms que mejorar las condiciones de dicha prisin.

El esperaba, eso s, que algunos tuvieran el valor de evadirse de su encarcelamiento para ver la realidad y resultar transformados por semejante visin. Tambin saba que otros le acusaran de mirarlo todo desde una perspectiva excesivamente personal e ignorar las dimensiones sociales y estructurales de la realidad. Pero Tony no era ciego a dichas dimensiones; lo que ocurre es que estaba ms interesado en ofrecer y propugnar una actitud fundamental necesaria para todos reformadores de la sociedad, revolucionarios, cristianos, hindes, ateos Por supuesto que el libro adolece de una cierta dosis de repetitividad; pero las repeticiones son inevitables si no se quiere sacrificar algunas de sus valiossimas intuiciones.

De ah que el texto haya sido conservado tal como Tony lo dej, a excepcin de algunas levsimas correcciones. Joseph Mattam, S. Ahmedabad, 4 de enero de Anthony de Mello Una llamada al amor Meditacin l "De qu le sirve al hombre ganar todo el mundo si pierde su vida" Mt 16,26 Recuerda la clase de sentimiento que experimentas cuando alguien te elogia, cuando te ves aprobado, aceptado, aplaudido Y compralo con el sentimiento que brota en tu interior cuando contemplas la salida o la puesta del sol, o la naturaleza en general, o cuando lees un libro o ves una pelcula que te gustan de veras.

Trata de revivir este ltimo sentimiento y compralo con el primero, el producido por el hecho de ser elogiado. Comprende que este primer tipo de sentimiento proviene de tu propia "glorificacin" y "promocin" y es un sentimiento mundano, mientras que el segundo proviene de tu propia realizacin y es un sentimiento anmico. Veamos otro contraste: recuerda la clase de sentimiento que experimentas cuando obtienes algn xito, cuando consigues algo que anhelabas, cuando "llegas arriba", cuando vences en una partida, en una apuesta o en una discusin.

Y compralo con el sentimiento que te invade cuando disfrutas realmente con tu trabajo, cuando de veras te absorbe por entero la tarea que desempeas. Y observa, una vez ms, la diferencia cualitativa que existe entre el sentimiento mundano y el sentimiento anmico. Y todava otro contraste ms: recuerda lo que sentas cuando tenas poder, cuando t eras el jefe y la gente te respetaba y acataba tus rdenes, o cuando eras una persona popular y admirada. Y compara ese sentimiento mundano con el sentimiento de intimidad y compaerismo que has experimentado cuando has disfrutado a tope de la compaa de un amigo o de un grupo de amigos con los que te has redo y divertido de veras.

Una vez hecho lo anterior, trata de comprender la verdadera naturaleza de los sentimientos mundanos, es decir. Dichos sentimientos no proporcionan el sustento y la felicidad que se producen cuando contemplas la naturaleza o disfrutas de la compaa de un amigo o de tu propio trabajo, sino que han sido ideados para producir ilusiones, emocin Trata luego de verte a ti mismo en el transcurso de un da o de una semana y piensa cuntas de las acciones que has realizado y de las actividades en que te has ocupado han estado libres del deseo de sentir esas emociones e ilusiones que nicamente producen vaco.

Fjate en las personas que te rodean. Hay entre ellas alguna que no se interese por esos sentimientos mundanos? Hay una sola que no est dominada por dichos sentimientos, que no los anse, que no emplee, consciente o inconscientemente, cada minuto de su vida en buscarlos? Cuando consigas ver esto, comprenders cmo la gente trata de ganar el mundo y cmo, al hacerlo pierde su vida. Y es que viven unas vidas vacas, montonas. Propongo a tu consideracin la siguiente parbola de la vida: un autobs cargado de turistas atraviesa una hermossima regin llena de lagos, montaas, ros y praderas.

Pero las cortinas del autobs estn echadas, y los turistas, que no tienen la menor idea de lo que hay al otro lado de las ventanillas, se pasan el viaje discutiendo sobre quin debe ocupar el mejor asiento del autobs, a quin hay que aplaudir, quin es ms digno de consideracin Y as siguen hasta el final del viaje. Anthony de Mello Una llamada al amor Meditacin 2 "Si alguno viene a m, y no odia a su padre ni a su madre, a su mujer y a sus hijos, a sus hermanos y hermanas y hasta su propia vida no puede ser discpulo mo".

Lc ? Acaso sabes cul es la causa de tal infelicidad? Probablemente digas que la causa es la soledad, o la opresin, o la guerra, o el odio, o el atesmo Y estars equivocado. La infelicidad tiene una sola causa: las falsas creencias que albergas en tu mente; creencias tan difundidas, tan comnmente profesadas.

Debido a tales creencias. Ests tan profundamente "programado" y padeces tan intensamente la presin de la sociedad que te ves literalmente obligado a percibir el mundo de esa manera deformada. Y no hay solucin, porque ni si quiera sospechas que tu percepcin est deformada, que piensas de manera equivocada, que tus creencias son falsas. Mira en derredor tuvo y trata de encontrar a una sola persona que sea autnticamente feliz: sin temores de ningn tipo, libre de toda clase de inseguridades, ansiedades, tensiones, preocupaciones Ser un milagro si logras encontrar a una persona as entre cien mil.

Ello debera hacerte sospechar de la "programacin" y las creencias que tanto t como esas personas tenis en comn. Pero resulta que tambin has sido "programado" para no abrigar sospechas ni dudas y para limitarte a confiar en lo que tu tradicin, tu cultura, tu sociedad y tu religin te dicen que des por sentado. Y si no eres feliz, ya has sido adiestrado para culparte a ti de ello, no a tu "programacin" ni a tus ideas y creencias culturalmente heredadas.

Pero lo que empeora an ms las cosas es el hecho de que la mayora de las personas han sufrido tal lavado de cerebro que ni siquiera se dan cuenta de lo infelices que son Cules son esas falsas creencias que te apartan de la felicidad? Veamos algunas. Por ejemplo, sta: "No puedes ser feliz sin las cosas a las que ests apegado y que tanto estimas".

No hay un solo momento en tu vida en el que no tengas cuanto necesitas para ser feliz. Piensa en ello durante un minuto La razn por la que eres infeliz es porque no dejas de pensar en lo que no tienes, en lugar de pensar ms bien en lo que tienes en este momento. O esta otra: "La felicidad es cosa del futuro".

No es cierto. T eres feliz aqu y ahora; pero no lo sabes. Porque tus falsas creencias y tu manera deformada de percibir las cosas te han llenado de miedos, de preocupaciones, de ataduras, de conflictos, de culpabilidades y de una serie de "juegos" que has sido "programado" para jugar.

Si lograras ver a travs de toda esa maraa, comprobaras que eres feliz Otra falsa creencia: "La felicidad te sobrevendr cuando logres cambiar la situacin en que te encuentras y a las personas que te rodean". Tampoco es cierto. Ests derrochando estpidamente un montn de energas tratando de cambiar el mundo. Si tu vocacin en la vida es la de cambiar el mundo. Lo que te hace feliz o desdichado no es el mundo ni las personas que te rodean, sino los pensamientos que albergas en tu mente.

Tan absurdo es buscar la felicidad en el mundo exterior a uno mismo como buscar un nido de guilas en el fondo del mar. Por eso, si lo que buscas es la felicidad, ya puedes dejar de malgastar tus energas tratando de remediar tu calvicie, o de conseguir una figura atractiva, o de cambiar de casa, de trabajo, de comunidad, de forma de vivir o incluso de personalidad. No te das cuenta de que podras cambiar todo eso, tener la mejor de las apariencias, la ms encantadora personalidad, vivir en el lugar ms hermoso del mundo En el fondo, t sabes que esto es cierto; sin embargo, te empeas en derrochar esfuerzos y energas tratando de obtener lo que sabes muy bien que no puede hacerte feliz.

Y otra falsa creencia ms: "Si se realizan todos tus deseos, sers feliz". Tambin esto es absolutamente falso. De hecho, son precisamente esos deseos los que te hacen vivir tenso, frustrado, nervioso, inseguro y lleno de miedos. Haz una lista de todos tus apegos y deseos, y a cada uno de ellos dile estas palabras: "En el fondo de mi corazn, s que aunque te obtenga te alcanzar la felicidad". Reflexiona sobre la verdad que encierran estas palabras.

Lo ms que Anthony de Mello Una llamada al amor puede proporcionarte el cumplimiento de un deseo es un instante de placer y de emocin.

Y no hay que confundir eso con la felicidad. Qu es entonces, la felicidad? Muy pocas personas lo saben, y nadie puede decrtelo, porque la felicidad no puede ser descrita. Acaso puedes describir lo que es la luz a una persona que no ha conocido en toda su vida ms que la oscuridad? O puedes quiz describir la realidad a alguien durante un sueo?

Comprende tu oscuridad, y sta se desvanecer; entonces sabrs lo que es la luz. Comprende tu pesadilla como tal pesadilla, y sta cesar; entonces despertars a la realidad. Comprende tus falsas creencias, y stas perdern fuerza; entonces conocers el sabor de la felicidad. Si las personas desean tanto la felicidad, por qu no intentan comprender sus falsas creencias? En primer lugar, porque nunca las ven como falsas, ni siquiera como creencias. De tal manera han sido "programadas" que las ven como hechos, como realidad.

En segundo lugar, porque les aterra la posibilidad de perder el nico mundo que conocen: el mundo de los deseos, los apegos, los miedos, las presiones sociales, las tensiones, las ambiciones, las preocupaciones, la culpabilidad Imagnate a alguien que temiera liberarse de una pesadilla, porque, a fin de cuentas, fuera se el nico mundo que conociera Si quieres obtener una felicidad duradera, has de estar dispuesto a odiar a tu padre, a tu madre De qu manera?

No desprendindote de ello ni renunciando a ello porque, cuando se renuncia a algo forzadamente, queda uno vinculado a ello para siempre , sino, ms bien, procurando verlo como la pesadilla que en realidad es; y entonces, lo conserves o no, habr perdido todo dominio sobre ti y toda posibilidad de daarte.

Y al fin te habrs liberado de tu sueo, de tu oscuridad, de tu miedo, de tu infelicidad Dedica, pues un tiempo a tratar de ver tal como son cada una de las cosas a las que te aferras: una pesadilla que, por una parte, te proporciona entusiasmo y placer y, por otra, preocupacin, inseguridad, tensin, ansiedad, miedo, infelicidad El padre y la madre: una pesadilla. La mujer y los hijos, los hermanos y hermanas: una pesadilla.

Todas tus pertenencias: una pesadilla. Tu vida, tal como es: una pesadilla. Cada una de las cosas a las que te aferras y sin las que ests convencido de que no puedes ser feliz: una pesadilla Por eso odiars a tu padre y a tu madre, a tu mujer y a tus hijos, a tus hermanos y hermanas

GUIA PARA VENCER LA DEPENDENCIA EMOCIONAL WALTER RISO PDF

UNA LLAMADA AL AMOR: CONSCIENCIA, LIBERTAD, FELICIDAD

Disfrute este libro. Francis Stroud, S. Espiritualidad significa despertar. Nacen dormidas, viven dormidas, se casan dormidas, tienen hijos dormidas, mueren dormidas sin despertarse nunca.

FLUKE DTX-1200 PDF

Frases de Anthony De Mello

.

Related Articles